EL PINCHE DE AMADO NERVO

El pinche de Amado Nervo, (y entiéndase que yo respeto las palabras y los poetas, pero el pinche de Amado, es un Arjona cualquiera) tiene un poema al primer beso, y quiero dejárselos a manera de curso de inducción al tema…

Yo  ya me despedía…. y palpitante
cerca mi labio de tus labios rojos,
«Hasta mañana», susurraste;
yo te miré a los ojos un instante
y tú cerraste sin pensar los ojos
y te di el primer beso: alcé la frente
iluminado por mi dicha cierta.

Aaaaah…

Que no sea mamuco, por el amor a Ronald McDonald’s (a partir de este punto el texto se pondrá rudo, tome sus debidas precauciones), ¡eso es un falacia!  Jesús bailarín de rock, es que no hay pie a discusión, NO SE BESA CON LA BOCA (perdón que te lo diga tan de chingadazo), pero es verdad, un día platique contigo, y la oda sinfónica de tus ideas no me dejó lugar a dudas, ya te estaba besando con la mente, te vi  tan clara, tan diáfana, tan sin doble fondo que me sorprendí besándote con los ojos, hay mil formas de besarse en esta vida, con la piel, con el oído, con los sueños, pero nos hemos ahogado en una sola, los besos con los labios, solo externan de manera inequívoca las demás ocasiones de besarse, no hay forma alguna en que puedas decidir a quien besar o quien te besa, solo puedes dominar la manera del externamiento, hoy dilucide que nos hemos besado tantas beses que quedan escasos lugares donde aun nos podamos besar.

 

MIL BESOS…  HASTA PRONTO.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s